domingo, 8 de marzo de 2009

Día 8 de marzo: Día de la mujer trabajadora



Mi respetos para este día, como para el día del chorizo ó del Hornazo casero. Creo que es otra manera de discriminación como otra cualquiera; lo que tenemos que pedir es que las leyes se cumplan: ¡Igual trabajo, igual salario! Sin fijarnos en el sexo de los trabajadores. Afortunadamente en la España de hoy, las universidades están plenas de mujeres, mucho más que de hombres.

Día de la mujer trabajadora. Pocas conozco que se puedan permitir el lujo de no trabajar, primero en casa cuidando de sus hijos y, luego, al puesto de trabajo, que tal y como está la vida de un único sueldo mal se puede sobrevivir.

Está bien que se festeje un día como este, pero para recordar a todas aquellas mujeres que murieron y continúan muriendo defendiendo sus derechos humanos.

Existen muchos países, todos los sabemos, donde la mujer esta vetada para muchas tareas, claro. . ., ahí no podemos entrar porque sus Jeques son muy poderosos.

¿Por qué los países de occidente no hacemos nada al respecto? Todos lo sabemos.

Al menos que en esta Europa de mercaderes los hombres tengamos la dignidad de tratar a la mujer como a personas, el género no existe.

"Cuán largo me lo fiáis, amigo Sancho"





Ven, miña mai, ao cabo Ortegal,
baila na festa da ermida do Trebo.
Se vés comigo heite levar
na proa do mundo perder o medo.
Volve a Centeás, escribe este orballo.
Volve a Centeás, escribe este orballo.
Se vés comigo heite levar
patria vella, norte mariñeiro.
Lava a ferida, cóntame o mar,
fala que dorme, nós espertaremos.
Volve a Centeás, escribe este orballo
Volve a Centeás, escribe este orballo.

Lava a ferida, cóntame o mar,
roupa ao clareo espiras na fonte.
Nada unha nena na luz do Peiral,
lévame a vida arribar da túa morte.
Volve a Centeás, escribe este orballo.
Volve a Centeás, escribe este orballo.