martes, 3 de julio de 2007

Del pueblo para el pueblo



Acabo de tener acceso a un par de poemas de un bejarano concienciado con la problemática ciudadana y quisiera compartirlas con aquellos bejaranos emigrantes, el igual que yo, repartidos por todo el mundo.
Basilio Servate pone en practica lo que decía GABRIEL CELAYA: “...poesía para el pobre, poesía necesaria/ como el pan de cada día,/ como el aire que exigimos trece veces por minuto,/ para ser y en tanto somos dar un si que glorifica...”
Que pena que la mayor parte de nuestros paisanos no se preocupen por su futuro y su única reivindicación sea que en verano haga “fresquito”.
Muchas gracias Basilio



"A la falda de nuestra sierra"
A la falda de nuestra sierra
el pueblo de Béjar vela,
por ver si se acuerdan de él
por ver si lo prometido llega.

Aquellas promesas hechas
olvidadas pronto fueran,
cuando recogió las mieses
que la campaña le diera.

Luchando por algo estamos
que la alegría nos devuelva,
el cotidiano trabajo diario
que nos niega esta vida perra.

Busca este pueblo el trabajo,
a su forma busca la manera,
para salir del atolladero
que parece solo no pueda.

Aquellos mentirosillos
que trabajo prometieran,
las metieron en un saco
todas sus falsas promesas.

Y no vemos ni un resquicio,
ni una esperanza siquiera,
que nos dé aquella alegría
que nuestro pueblo perdiera.

Parece que un maleficio
a este pueblo persiguiera,
y nuestros hijos emigran
a otras lejanas tierras,
para recoger el dulce fruto
que a todos aquel nos diera.

Todas son palabras falsas
todos son chanchullos hechos,
se aprovecha de las necesidades
por las que atraviesa el pueblo.

Se siente muy bejarano
yo digo que de boquilla,
cuando le den lo que busca
del pueblo… ni se preocupa.

Muchos bombeos nos ha puesto
que dan gastos innecesarios,
que se hubiesen evitado,
si bien se hubiesen distribuido
los colectores del depurado.

Sigue acogiendo este río
aguas fecales del pueblo,
que al hacer su conducción
a estas las marginaron.
A la falda de nuestra sierra


Nos va a dejar una herencia
de gastos innecesarios,
por el mal estudio hecho
de todo este tinglado.

Que mal perder tiene usted
también toma represalias,
por su culpa a un obrero
en la calle le dejaban.

A la madre de un trabajador
de este pueblo,
estas palabras le dijo,
ya verás cuando venga por aquí
a pedirme trabajo tu hijo.

Si esto que se comenta es cierto
debe ausentarse del pueblo,
no le asiste ningún derecho,
por muy alcalde que sea
a dar mal trato psicológico,
a ciertos vecinos del pueblo.

Ha sido en la feria de muestras
donde más me he fascinado,
viendo esas bonitas fotos
que usted nos ha presentado.

Son muchas las que le faltan
que son de mucha importancia,
¡ah que se le han caído!,
para usted son muy pesadas,
y a usted la clase le falta
para poder acabarlas.

Que bonito hubiese sido
tener estas fotos puestas,
la culminación del Bosque,
y el parador terminado,
la piscina climatizada,
y la de la Cerrallana,
y la casa del Buen Pastor,
que seguro a una parte se llama.

La de aquellos puestos de trabajo
que tanto usted pregonaba,
y clamaba nuestros votos
que tanto necesitaba.

Desde que este alcalde rige
los destinos de este pueblo,
la emigración ha subido,
el paro sigue escalando,
y con la clase que tiene
no ha de poder arreglarlo,
así seremos un pueblo
de parados y jubilados.



Emigra la juventud
con este deplorable alcalde,
nos crea gastos innecesarios,
y cuando deje su poltrona,
veremos que pella ha dejado
a este pueblo bejarano.

Puso muy bajo el listón
cuando llegó a esta alcaldía,
por no saber dar al pueblo
aquello, que pregonó nos daría,
entonces mendigo los votos
por bares y cafeterías,
aliándose desde entonces
con la farsa y la mentira.

Ya lo que nos faltaba
que pagara el Ateneo Cultural,
los errores de un alcalde
que no supo gobernar.

El P P de nuestro pueblo
muy dolido debe estar,
para tomar represalias
con esta Asociación Cultural.

Este mes causaban baja
diez socios de este casino,
por su presidenta estar
en las listas que el PSOE
por el pueblo ha repartido.

Que culpa tendrá este centro,
que haya tenido este pueblo
un alcalde tan inepto,
para regir y llevar a buen puerto
el destino de este pueblo.

Váyase señor Riñones
¿Qué hace usted en este pueblo?,
si parece estar más visto
que un ojeado tebeo.

Por ser usted descuidado
los zapatos le escondieron,
las votas se puso con el granito,
y por habernos mentido
nuestros votos ha perdido.

Estamos oyendo voces
y cada vez más cercanas,
que dicen se vaya usted,
que piden que usted se vaya
porque aquí no pinta nada.

Basilio Servate Martín
Mayo de 2007.

"Antes de que usted se vaya"

Trabajo nos ha costado
pero al fin lo conseguimos,
que dejara el alcalde la poltrona
que no debió haber cogido.

Se acabó la imposición
dentro del ayuntamiento,
se acabó una dictadura
con doce años de gobierno.

Antes de que usted se marche
antes de que usted se vaya,
debe de tomar ejemplo
de este sencillo alcalde,
que gobernara este pueblo.

Aprenderá mucho de él
aprenderá a comportarse,
aprenderá a no menos preciar
y a respetar al contrincante.

A ningún pleno asistí
ni sé como se ha comportado,
lo que corre por el pueblo
no le será de su agrado.

No se supo comportar
con el grupo oponente,
se sintieron menos preciados
por ser un incompetente.

Dentro y fuera del hemiciclo
para usted no hubo razones,
todo lo puso en el cerco
de sus mismísimos fogones.

Cumplió su legislatura
dejándonos decepcionados,
de cuanto nos prometió
solo un trocito ha llegado.

Se obsesionó por comprar
para el pueblo algo muy bello,
y se olvidó que tenía
cosas mas importantes que aquello.

Las obsesiones de usted
solamente fueron estas,
por lo cual le felicito,
aunque fueron los socialistas
quienes ya lo habían previsto.

El museo textil y el Bosque,
la Covatilla y Cervantes,
que quiera Dios no nos den
déficit muy importantes.



No le veo tan optimista
como dos meses atrás,
que echó las campanas al vuelo
pregonando que iba a arrasar.

La liebre no se desuella
hasta no haberla cazado,
después cuando se ha comido
puede llegar a hacer daño.

Esto es lo que le ha sucedido,
y al alcalde le ha rogado
que acepte su ofrecimiento,
y los quinientos puestos de trabajo
queden en beneficio del pueblo.

Que poca inteligencia tiene
me di cuenta años atrás,
por esto usted a este pueblo
no le supo gobernar.

Creo que si esto es cierto
¿como no los va aceptar?,
si es el deseo que hay en todos
de volver a trabajar.

Confundió necesidades
con lugares emblemáticos,
pensó que eran más necesarios
que los puestos de trabajo.

Esto es señor Riñones
lo que al pueblo le hace falta,
tener donde cada día
poder ganarnos las habas.

Se comentó por el pueblo,
(no se si es mentira o cierto)
que alardeó de dominar al pueblo,
me parece hasta mentira
que usted haya dicho esto,
quien se jacta de dominio
es que es un dictador,
y sería bueno que le pidiera
a este pueblo perdón.

Mézclese usted con la gente
ya que no rige a este pueblo,
y escuchará lo que piensan
de sus doce años de gobierno.

Con que humildad ha encajado
su derrota ante las urnas,
no me esperaba yo tanto
del demócrata de “Pacotilla”,
felicitando al adversario.






Le quedó por dentro otra,
que pronto exteriorizaba,
sacando toda su rabia
las obras del pueblo paraba.

Sacó la bomba de relojería
que llevaba en su ancha manga,
haciéndola que explotara
para empantanar al pueblo,
con las obras aplazadas.

Desde el día veintisiete,
está descargando su ira
contra algo que no es de usted,
no va adelantar nada
con su maldad desatada,
nos va a dejar el recuerdo
de un obstinado alcalde
inepto para este pueblo.

Yo le aplaudo esta manera
de comportarse que tiene,
¡subirá muchos enteros!,
y comprobara su equipo,
lo mezquino que usted ha sido
con el partido
que con usted ha competido.

Le han quitado el chupachús
y esto es lo que mas le daña,
que no haya podido acabar
las obras que hay comenzadas.

Su parte se habría llevado
de esta dulce golosina,
pero le ha salido rana
al perder esta partida.

En el pueblo sembró vientos
y recogió tempestades,
supimos reaccionar a tiempo
y ahora pagará con pena,
la derrota de su gobierno.

Aprenderá a labrar la tierra
y vea como se trabaja,
sin mentiras, sin engaños,
que el pueblo no se traumatice
como sucedió hace años.

Sí, señor Alejo Riñones
¡Se equivocó por completo!,
lo que necesitamos aquí
no cometer errores de bulto,
y si tener ese árbol tan amargo
que nos de ese exquisito fruto.

Basilio Servate Martín
Mayo de 2007
.