domingo, 18 de marzo de 2007

Eufemismos


Acabo de leer la entrevista que Antolín Velasco hace a Cipriano González y que publica bejar.biz. Esclarecedor lo que allí se dice, especialmente para los que vivimos fuera y desconocíamos la posición política, dentro del PSOE, del candidato socialista. Hay cosas que me pueden gustar más y otras menos, los partidos políticos, especialmente el PSOE, son entes vivos y dentro de ellos hay muchas corrientes o familias con distintas formas de ver el socialismo.

Pero no es esto sobre lo que quiero hacer mi particular reflexión. Mi comentario viene a cuento por la forma eufemística que se tiene en Béjar al denominar a los que, por unos motivo o, por otro, un día tuvimos que emigrar de nuestra tribu. Comenta Cipri: “Ayer una persona que va ir conmigo en la lista decía que el bejarano ausente del siglo XXI es el joven de 20 años, aquí hacemos la fiesta para los mayores y decía él: perdona el bejarano ausente es el de 20 años que se tiene que ir, y yo tengo un objetivo fundamental que ese bejarano ausente esté presente”

Es claro que en Béjar cuando se habla de ausente se quiere decir emigrante, esto es algo que a algunos emigrantes nos molesta, yo no soy un “ausente” estoy lejos de Béjar, si, pero los que me conocen saben bien que mi conocimiento sobre todo lo que ocurre en Béjar es muy superior a la mayoría de bejaranos despreocupados por el devenir de su ciudad. Somos emigrantes, la inmensa mayoría tuvimos que marchar por que en Béjar no teníamos futuro, pero no estamos ausentes de los problemas que padece nuestro pueblo.

ausente.
(Del lat. absens, -entis).
1. adj. Dicho de una persona: Que está separada de otra persona o de un lugar, y especialmente de la población en que reside. U. t. c. s.
2. adj. Distraído, ensimismado.
3. com. Der. Persona de quien se ignora si vive todavía y dónde está



emigrante.
(Del ant. part. act. de emigrar).
1. adj. Que emigra. U. t. c. s.
2. adj. Dicho de una persona: Que se traslada de su propio país a otro, generalmente con el fin de trabajar en él de manera estable o temporal. U. t. c. s.


Creo que la Real Academia lo dice bien claro: ausente es la persona que está separada de un lugar o población donde reside. Mientras que emigrante es la persona que se ha tenido que trasladar de su país a otro para poder trabajar. Llamar “ausente” al EMIGRANTE es disfrazar la realidad. En muchos lugares de nuestro país cuando se celebra lo que aquí se ha dado en llamar “Día del bejarano ausente” se llama “Día del EMIGRANTE”

Emigrantes SI ausentes NO.